La admiración, se escribe con “a”… 💓🎖

Cuando contemplamos algo como esto… lo menos que podemos hacer, es admirarlo y sin más exclamar ¡wow! Ya eso lo hemos conversado en otras entradas. El punto que me hace pensar en esta emisión, es el siguiente: no existe la admiración “fabricada “ o y de ser así, no dura.

Los atardeceres de estos días de Octubre (y los amaneceres también) me han ido sacando wow de esos profundos… los he “wowmeado” con todo gusto. Eso no se impone, no se prefabrica, eso es espontáneo.

La admiración funciona de la misma manera en todos los aspectos.

Somos como un atardecer o un amanecer, un escenario a la vista de quien nos quieran detallar, observar y en algunos casos admirar. Para otros pasamos simplemente desapercibidos y también es válido.

Hay paisajes que no pueden ser ignorados por nuestra vista… hay cualidades, detalles y “algo especial “ en esa persona a quien admiramos, que simplemente es y no podemos dejar de apreciarlo.

Nadie puede imponerle a otro: “admírame, porque tengo esta o cual cualidad”, eso no surte ningún efecto en nosotros (ni corazón, ni mente, ni alma, trabajan bajo imposición) y puede que no sea fácil de asimilar para algunos, pero es así.

Una vez alguien me dijo: “ya te darás cuenta que soy alguien muy, muy noble” y en ese momento pensé, mas no lo dije: –La

Nobleza no es algo que se ofrece como un producto a ser vendido o una publicidad propia. La nobleza o las cualidades en nosotros, serán expuestas por quienes nos rodean y conocen como somos.

Por supuesto la persona que se autoproclamada “noble” resultó un fraude. Esa no inspiró ni medio ¡wow! Al menos no de los magníficos.

Cuando algo o alguien tienen nuestra admiración, captan nuestra atención sin ningún esfuerzo; no tienen que hacer nada extra fuera de “ser lo que son” su presencia natural consigue que nuestros sentidos se afinen les alcancen, detallen y se queden a vivir allí. Son personas de verdad, no de ilusión.

Por supuesto hay gente de cualidades extremas como deportistas, artistas y otros que solo vemos por la tele, que de alguna manera se ganan nuestra admiración, siendo eso algo más circunstancial. Aquí hoy hablamos, de la admiración que saca ¡wow’s! 😊

No existe Amor sin admiración, sin un wow! que se deje escapar cuando vemos a quien amamos, ¡quien nos gusta!, el wow queramos o no, se sale o al menos lo pensamos (con pensamiento en voz alta dentro de nuestra cabeza). Si no lo hacemos de labios, aún así el corazón se acelera, cuando la admiración llega. Está comprobado que en las relaciones que están rotas (aún con personas que permanecen juntas) hay ausencia de admiración.

La admiración es cómo un hilo que nos mantiene atentos, sonrientes y complacidos ante quien en su forma natural, hace un despliegue de cosas que resultan valiosas para nosotros, no siendo así a veces, para otras personas.

La admiración nos permite observar todo el panorama y enfocarnos en lo extraordinario que tenemos por delante, sabiendo que no podemos tratarlo como algo simple, como uno más del montón, como algo cualquiera. Lo que admiramos tiene especial valor para quien ejerce el privilegio de tener a quien demostrarla con toda emoción.

Si la admiración está presente, aún cuando día tras día pareciera que todo es solo parte de la rutina, conseguimos matices especiales en cada edición en la que podemos participar. Nada opaca la admiración cuando es real, no comprada, no fabricada por conveniencia, ni mucho menos impuesta.

Cuando algo o alguien nos despierta admiración, seremos capaces de apreciarlo en los tiempo de luminosidad y de vientos a favor, así como en los que se opaca un tanto el panorama, porque sabemos que hasta en esos momentos hay real belleza más allá de la apariencia.

Recogemos con nuestra mirada lo que llama nuestra atención, abrimos el corazón y dejamos que entre a el, aquello por lo que sentimos admiración.

Tú atraes a mis pupilas y no puedo dejar de mirarte (Cielo), y al contemplarte y descubrir tus maravillas, sólo puedo admirarte.

Admiración se escribe con la “a” del Amor que valora.

10 comentarios en “La admiración, se escribe con “a”… 💓🎖

    1. Tal fino lo dices, yo lo creo Junior. La nobleza es algo que otros notan, no que nosotros mismos decimos. El dicho se cumplió perfectamente en la persona que hizo alarde de su nobleza.
      Un placer compartir día a día.
      Las fotos, para que puedan disfrutar de lo que capta mi atención.
      Abrazote.

      Le gusta a 1 persona

    1. Tal cual Enrique esa “A” es la vida misma. Realmente el espectáculo de estos días ha sido increíble! Por eso me encanta dejar registro para disfrutarlo y compartirlo con quien tiene sensibilidad para apreciarlo. El pintor dejó ver sus mejores obras en estos atardeceres.
      No creo poder dejar de escribir, aunque a veces no tenga espacio para subir las entradas en el momento que quiero, las letras están una tras otra en mi mente y agitan mi corazón, hasta que salen.
      Abrazote

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s