Volar… solo o acompañado 🦅 💭

La inmensidad del cielo nos invita a volar, el mundo y todas las expectativas que creamos. Llegamos a creer que conquistaremos todo y no queremos nada que interrumpa nuestro vuelo, nuestros pasos, nuestras libertades.

Pensar en qué hay pistas de aterrizajes no es lo que queremos, cuando hacemos al cielo nuestro.

Como todo, hacerlo solo tiene sus ventajas, pero igual llegará un momento de reconsiderarlo. Volar no se trata solo de batir las alas, surcar el firmamento y estar alto. Volar significa disfrutar de viajar, de recorrer un camino, descubrir cosas nuevas y reírnos por eso.

Al final, volar también implica, tener a quien contar como estuvo ese vuelo. Si no alejamos a quien nos ama, mientras emprendemos el vuelo, es probable que cuando fallemos o nos quedemos sin alas o cielo, haya quien nos rescate, nos invite a descansar y sin presión nos sirva de consuelo.

Entonces volar, será más que estar dispuesto a conquistarlo todo… será más bien compartir recuerdos, atesorar el amor que no tiene medidas, condiciones, cláusulas, y sobre todo heridas que no cicatricen.

Quien ama volar, debe estar preparado para recorrer el cielo, y para quedarse a verlo cuando ya no existan alas, y volar se trate de sueños.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s